Murmulla el viento, el cielo nublado y las dulces letras desfilando frente a mis ojos… si tan sólo me pagaran por esto.

Aunque, pensándolo bien, no sería lo mejor, dejaría de ser placer para convertirse en obligación.

Murmulla el viento, el sol se asoma tímido y dejo el libro a un lado para escribir… y pienso que si tuviera tu cabeza en mi regazo, jugando con tu pelo mientras me escuchas leerte, sería reunir en un instante todos los placeres.

Últimamente he escuchado el canto de pájaros que no había conocido, melodías que me alejan aún más de la rutina de la ciudad.

El ir y venir de lo coches y ese lamento que cada madrugada, invariablemente cerca de las 2:00, deja escapar el tren, son los últimos reclamos que el pueblo que corre por mi sangre me hace para que no lo abandone… pero es demasiado tarde, desde hace algún tiempo mi cuerpo y mi pensamiento habitan entre los montes y los valles de tu piel.

Anuncios

2 comentarios

Archivado bajo Uncategorized

2 Respuestas a “

  1. Ya sube algo :),
    pura fiesta y pocas nueces.

  2. Qué gusto encontrarte otra vez… leerte ahora y ser testigo de los cambios… tu tinta es otra, enriquecida por los años, la escuela y la vida.

    Lo que permanece: ¡Sigues derramándote sobre el teclado!

    Seguiré visitando…

    Un abrazo colega!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s